fbpx
MEDIO AMBIENTE

Supermercados libres de plásticos: la nueva tendencia en Europa

El medio ambiente están encontrando nuevos aliados en su lucha para reducir el uso de bolsas plásticas desechables. La ayuda esta vez llega de los minoristas de productos alimenticios. Una nueva tendencia está apareciendo: abrir espacios a supermercados libres de plásticos.

Estas tiendas están implementando iniciativas que conllevan la eliminación de este material. Los sustituyen por opciones biodegradables o reutilizables, mucho más amigables con el ambiente.

Ámsterdam pionera en supermercados libres de plásticos

En la capital de los Países Bajos acaba de aparecer el primero de los supermercados del mundo en crear áreas sección libres de plásticos.  Más de 700 productos estarán disponibles sin envoltorios de este material en el pasillo “plastic free”.  La sección se está instalando en una nueva tienda de la cadena de supermercados Ekoplaza. El área incluye carne, arroz, salsas, lácteos, chocolate, cereales, fruta y vegetales.

Ekoplaza ofrecerá pasillos libres de plásticos en sus 74 supermercados para finales de este año. El pasillo se usará para probar nuevos materiales biodegradables e incluso compostables. También utilizarán materiales tradicionales, como vidrio, metal y cartón.

Y los productos dentro del pasillo llevarán la marca de plástico libre, una etiqueta presentada por A Plastic Planet, el grupo ambientalista que tuvo la idea.  Con ella se busca ayudar a los compradores a identificar fácilmente los productos que están completamente libres de envases de plástico.

Londres también lanza su apuesta

Marks & Spencer lanzará más de 90 líneas de frutas y verduras sueltas sin paquetes de plástico. Se trata de una prueba que dará la bienvenida a los fruteros capacitados en la tienda para ayudar a los clientes. Los compradores en la sucursal del minorista en Tolworth, al suroeste de Londres, podrán elegir entre dos pasillos de productos frescos.

La gama incluye frutas y verduras. También otros productos perecederos como frutas y bayas, que serán únicos en recipientes compostables.

Además, los fruteros estarán disponibles para ofrecer a los clientes consejos sobre cómo recoger y pesar sus productos.

También compartirán recomendaciones sobre la mejor manera de conservar los productos frescos y reducir el desperdicio de alimentos en el hogar. M&S incluso ha eliminado sus etiquetas de fecha “mejor antes” como parte de la iniciativa.

El minorista también se ha comprometido a lanzar líneas adicionales de productos sueltos, intercambiando bolsas de productos de plástico con alternativas de papel.

Igualmente, ha eliminado las etiquetas adhesivas de códigos de barras de plástico en favor de alternativas ecológicas en cada una de sus tiendas del Reino Unido. Buscan así ahorrar 580 toneladas de residuos en dos años.

Además, ha dicho”adiós” a 75 millones de piezas de cubiertos de plástico disponibles en sus tiendas cada año. Adicionalmente, ha reemplazado dos millones de pajuelas con alternativas de papel.

Todo este esfuerzo forma parte del plan de plásticos que ejecuta la cadena británica. Su meta es eliminar 1,000 toneladas de envases de plástico para la primavera de 2019.

El año pasado, Morrisons anunció que volvería a traer la bolsa de papel marrón para las frutas y hortalizas sueltas, lo que dijo que evitaría el uso de 150 millones de bolsas plásticas pequeñas cada año.

Nuevas iniciativas para ayudar al ambiente

Los supermercados libres de plásticos no sólo son una tendencia. Forman parte de un esfuerzo de empresarios, consumidores y autoridades. Todos juntos para tratar de reducir los elevados volúmenes de plásticos que son arrojados principalmente a los océanos.

No obstante, los ambientalistas insisten en que el éxito de cualquier iniciativa requiere de la cooperación de los consumidores. Para aquellos que deseen imprimir a sus vidas un cambio de actitud que repercuta de manera positiva existe un abanico cada vez más amplio de opciones. Uno de los más sencillos, pero de gran impacto, es el gesto de cambiar las bolsas de plástico por bolsas reutilizables de tela. Otra sugerencia es evitar el uso innecesario de pajillas en las bebidas.

También es recomendable  evitar el consumo de agua embotellada en plástico. En lugar de ello, se puede rellenar botellas de vidrio o acero inoxidable.

Reducir el consumo de plástico ayuda a remediar uno de los grandes desastres ecológicos de nuestro tiempo.

Los supermercados libres de plásticos son un concepto innovador. Con el apoyo de los consumidores, podría llegar a ser una excelente iniciativa para mejorar el ambiente.

(Energía 16)

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios