Biocorrosión: corrosión por medio de bacterias

Cuatro condiciones combinadas provocan este tipo de corrosión: superficie, nutrientes, agua y oxígeno.

La biocorrosión es un proceso electroquímico que produce el deterioro de un material metálico en donde se encuentran involucrados microorganismos (bacterias, hongos o algas) ya sea iniciando, facilitando o acelerando el proceso.

Debido a las características del agua, los problemas de corrosión asociados a la operación de los sistemas de recuperación secundaria son muy frecuentes y generalmente de origen biótico, produciendo corrosión localizada en el interior de ductos, tanques, equipos y estructuras en general. Los microorganismos se asocian en comunidades que forman biopelículas sobre las superficies metálicas, condición que hace difícil su remoción, y lo que se traduce en problemas dentro de las operaciones de producción del petróleo. Por ello es necesario realizar un control microbiológico del agua.

Control del agua
El control microbiológico del agua de inyección se fundamenta en metodologías clásicas de Microbiología, lo que ofrece un marco limitado de resultados en cuanto a la caracterización de la microbiota que induce corrosión.

Técnicas moleculares
Tienen como fundamento el reconocimiento de secuencias específicas de DNA genómico por medio de secuencias nucleotídicas previamente diseñadas. Se han convertido en una herramienta eficaz y eficiente para complementar los resultados de la Microbiología clásica.

Inhibidores de corrosión
Reducen la corrosión generando una película de barrera protectora sobre la superficie del metal. Son químicos que tienen como base el carbono, con grupos que contienen nitrógeno, sulfuros o fósforo. Existen diferentes tipos: monoaminas primarias, diaminas, aminas, poliaminas, imidazolina, entre otros.

Biocidas
Son químicos “antimicrobiales” que inhiben o retardan el crecimiento de los organismos vivos. Se clasifican en biocidas oxidantes y no oxidantes. Los oxidantes son los más utilizados en campos de petróleo por su acción menos contaminante.

 

noticia anterior

Una cuestión de reservas

siguiente noticia

Ratifican reunión de ministros del G77


Fatal error: Call to a member function have_posts() on a non-object in /home/energypress2015/public_html/wp-content/themes/sprout/inc/template-tags.php on line 472