Casi medio siglo de la U privada

Cuando en 1966 se creó, en la ciudad de La Paz, la Universidad Católica Boliviana (UCB), se iniciaba la rica historia de la universidad privada en el país y, por ende, la revolución científica en las aulas que generó una carrera por la excelencia.

Según datos de la Asociación Nacional de Universidades Privadas (ANUP), en Bolivia existen más de 140.000 estudiantes matriculados en 41 universidades privadas, que al año ofrecen 1.183 carreras de pregrado. En el presente año, el número de inscritos se incrementó un 15% y se calcula que de cada cinco universitarios, uno estudia en una universidad privada.

Dado el hacinamiento que existen en las universidades públicas, las privadas han diseñado planes para carrreras de pregrado y posgrado, que se adecuan a los rerquerimientos de todos los estratos sociales, es decir, se ofertan créditos en organismos bancarios para poder solventar los estudios.

Cabe señalar que también han surgido organismos que apoyan el financiamiento de la educación superior, algunos con la modalidad “estudie hoy y pague cuando sea profesional”.

LA MAYOR PLAZA
El departamento de Santa Cruz es el que demanda más servicios de educación superior, de acuerdo a datos de 2012 de la Universidad Autónoma Gabriel René Moreno (UAGRM). Según la superior casa de estudios, en el departamento oriental existen más de 100.000 universitarios que estudian en 17 universidades. Alrededor de 70.000 cursan estudios en la UAGRM y más de 35.000 en las universidades privadas.

Según la ANUP, este fenómeno obedece a que desde hace varios años el departamento se ha convertido en el “motor económico” del país porque ofrece mayores empleos.

Estadísticas
Los índices siguen bajos

Los porcentajes de bachilleres que acceden a la educación superior en Bolivia continúan demasiado bajos, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

Hasta 2011 (últimos datos disponibles), de los 6,2 millones de habitantes mayores de 19 años en el país, solo el 27,6% había accedido a la formación superior. En el área urbana la cifra se eleva un poco más: 36,7% accedió a educación superior, frente al 6,4% en el área rural.

noticia anterior

BRICS ¿Una oferta envenenada?

siguiente noticia

YPFB y Enarsa firman una nueva adenda


Fatal error: Call to a member function have_posts() on a non-object in /home/energypress2015/public_html/wp-content/themes/sprout/inc/template-tags.php on line 472