ACTUALIDADDe FrenteGAS Y PETRÓLEO

EMIPA tiene presupuestado $us 12 millones para 2017

La caída de los precios en los minerales y materias primas, sin duda afectaron a la minería tanto en Bolivia como en el mundo, no obstante, la Empresa Minera Paitití (EMIPA) apuesta por el país y ya tiene presupuestada una inversión de $us 12 millones para la gestión 2017.
¿Cuáles son los proyectos que encara la empresa?
La empresa minera Paitití tiene una concesión y una mina denominada Don Mario, ubicada a unos 180 km de la población de San José de Chiquitos, que se encuentra a 160 km de la ciudad de Santa Cruz.
Es una empresa que se desempeña hace 14 años, aunque todo el proceso de exploración se inició en el año 1992.
En este momento se obtiene dos tipos de productos: concentrado de cobre con 1.700 toneladas secas por mes, lo que significa un contenido de alrededor del 20% de cobre, unas 20 onzas troy de oro y unas 200 a 300 onzas troy de plata.
El segundo es un concentrado gravimétrico que se produce en una cantidad aproximada de 39 toneladas secas por mes, que tienen un contenido de alrededor de 400 onzas troy de oro y unas 600 onzas troy de plata por tonelada.
Estamos en puertas de un proyecto ambicioso para producir lo que se llama doré, que son barras de contenido de oro y plata, a través de la lixiviación, que un proceso estándar usado en la minería para la recuperación del oro. Se logran recuperaciones alrededor del 90%, es muy alta.
Ahora estamos trabajando con el proceso de flotación, donde la recuperación es de alrededor del 50%, con la implementación de este proyecto vamos a elevar la recuperación del mineral.
Esto es importante porque vamos a pasar a una fase de industrialización e iniciar la producción en el mes de diciembre aproximadamente, para que en el mes de enero estemos sacando nuestros primeros doré destinados a la exportación.
¿Cuál es la inversión?
Es una inversión de alrededor de $us 7 millones y vamos a ser unas de las pocas empresas mineras del país que esté invirtiendo en nuevos proyectos. Asimismo vamos a invertir en exploración alrededor de unos $us 3 millones y estamos en estudios muy intensivos en las fases de factibilidad y estudios previos para prolongar la vida útil de la mina.
En este momento nuestras reservas dan para producir hasta febrero de 2018. Y con estos nuevos proyectos estamos pensando extender la vida útil de la mina.
Para nuestro presupuesto de la gestión octubre 2016-septiembre 2017 tenemos $us 12 millones destinados a la adquisición de equipos nuevos -$us 3 millones- y el resto al proyecto mencionado.
Es importante destacar lo que en el léxico minero llamamos dique de cola, es un elemento muy importante en el proceso productivo, donde son destinados los desechos, para lo cual tenemos un total de $us 2,5 millones, para cumplir con las leyes ambientales.
¿Cuál es el aporte de la empresa si hablamos de regalías?
Somos una empresa que aporta a la economía del departamento un promedio de $us 3,9 millones en regalías, que significa el 56% de las regalías mineras del departamento, desde aproximadamente el año 2005.
¿A cuánto ascendería el aporte considerando las inversiones que menciona?
Consideramos que las regalías van a incrementarse algo más, y asimismo hacemos pagos de patentes que suman unos $us 200 mil mensuales y realizamos un pago de impuestos cerca de $us 4 millones anuales.
¿Cuál es el movimiento económico de EMIPA?
Tenemos un ingreso neto de $us 34 millones anuales y requerimos servicios para nuestras operaciones normales a nivel local y regional.
¿Cuánto genera en empleos la empresa directa e indirectamente?
De manera directa tenemos 198 funcionarios de los cuales 19 se encuentran en Santa Cruz, otro grupo pequeño en San José y el resto en la mina Don Mario.
Luego tenemos 233 contratistas, que varía de acuerdo a los proyectos que estamos encarando. Pero los efectos multiplicadores de la actividad minera se pueden ir ampliando con las inversiones que contemplamos.
¿Cuáles son los principales conflictos por los cuales atraviesa una empresa minera, especialmente en Santa Cruz que no es una zona eminentemente minera?
Los principales riesgos siempre son los precios, otro importante es el riesgo país en cuanto a la normativa y la legislación que también es un tema a considerar.
También es muy importante la relación obrero patronal. Otro riesgo tiene que ver con las exportaciones; es decir, el hecho que estemos muy al interior del país y nuestras exportaciones salen hacia Arica, tenemos que recorrer todo el país propensos a los embates climatológicos y por ende logísticos, bloqueos, entre otros.
¿Cómo enfrentan este tipo de problemas?
El proyecto nos va ayudar bastante porque va permitir que nuestras exportaciones no sean a través de carreteras sino a través de la vía aérea, lo que nos va facilitar en términos logísticos, de tiempos, y otros, porque los doré son barras pequeñas que no necesitan logística compleja.
¿El transporte es un servicio contratado?
Así es, nosotros subcontratamos el transporte al interior de la mina, así como para la exportación. Son aproximadamente 1.600 toneladas mes, lo que implica un movimiento de alrededor de 100 camiones tráilers mensuales.
¿Cuál es el potencial en la chiquitania?
Es una zona muy interesante, tenemos 10 autorizaciones transitorias especiales en un área de 76 mil hectáreas y vemos con mucho optimismo las potencialidades mineras.
En los diques de cola hemos encontrado importantes cantidades de oro recuperables a través de procesos de investigación lo que nos permitiría extender por varios años más la operación en la mina.
Hemos identificado un nuevo yacimiento denominado cerro Felix con un contenido importante de oro.

noticia anterior

YPFB sale a buscar los mejores proveedores

siguiente noticia

Energía : La región busca una integración sin barreras