ACTUALIDADDe Frente

“Nueva Ley recoje elementos para seguir con inversiones”

Sin duda el anuncio del Gobierno de convertir a Bolivia en un exportador de energía, atrae la atención de los involucrados en el sector y esperan una señal para iniciar su plan de inversiones.
Angel Zannier, exministro de Hidrocarburos y Energía y Embajador de Bolivia en Brasil es el gestor del desarrollo del proyecto del río Taquesi, constituyéndose en el presidente y gerente general desde su fundación en el año 1996 de Hidroeléctrica Boliviana S.A (HB). Actualmente, se encuentra desarrollando proyectos hidroeléctricos en el Perú a través de una de las empresas subsidiarias de HB, habla de su interés por ampliar su capacidad de generación.
¿Cómo evolucionó la empresa en los últimos años, cómo enfrenta los bajones de la industria y la crisis que afecta al sector energético?
Hidroeléctrica Boliviana es un proyecto que tuvo una serie de particularidades, pues se planteó como un desarrollo en la zona de La Paz en un momento en que todo el mundo pensaba que la expansión eléctrica boliviana se realizaría sólo en el departamento de Santa Cruz, entonces apostamos por la energía renovable y se decía que el sector eléctrico iba a crecer en base al gas natural.
Tiene una serie de connotaciones porque es el primer contrato EPC en el sector eléctrico boliviano; es decir, un proyecto llave en mano; el primer proyecto bajo la modalidad de financiación en la Bolsa Boliviana de Valores (BBV) y la garantía es el propio proyecto.
Antes del proyecto del río Taquesi, la inversión más grande de emisión de bonos que se había hecho en la Bolsa Boliviana de Valores correspondía a Soboce por $us 30 millones, con la particularidad que tenían una garantía por $us 100 millones, nosotros emitimos $us 65 millones, donde la única garantía eran los flujos proyectados por el propio proyecto.
Hemos crecido con varias dificultades técnicas y financieras, nos han cambiado las reglas de juego, etc. Pero hoy hemos entrado en la madurez del proyecto, es totalmente estable y quienes invirtieron a través de la BBV, se dieron cuenta que hicieron una buena inversión, pese a que en algún momento hubieron voces que decían que no era un proyecto seguro.
Hoy quienes hemos hecho la inversión en la HB, sabemos que ha cumplido a cabalidad con sus obligaciones.
¿Cuánto tiene de capacidad instalada y cuál es la proyección?
Nacimos con 90 MW y no hemos podido crecer, nos quedamos con esa capacidad, aunque en reiteradas oportunidades planteamos ampliaciones para el plan nacional de electricidad, varias opciones en la zona de influencia de nuestro proyecto.
Tenemos un potencial estudiado de unos 138 MW adicionales, pero en tanto no tengamos las condiciones adecuadas de precios, de certidumbre y de reglas de juego claras, lastimosamente no lo podemos hacer.
Entendemos que el país ha tomado un giro, y quiere encontrar en el sector eléctrico un mecanismo para generar excedentes con miras a la exportación, para volcarnos a esa economía; si tenemos la oportunidad de participar en aquello como sector privado, estamos dispuestos a hacerlo.
¿Qué factores deben desarrollarse para consolidar el proyecto de ampliación?
Se viene diciendo que habrá una nueva Ley de Electricidad, hace como cinco años y aún no se conoce nada de ella. La inversión es en este sector es a largo plazo y los periodos de recuperación también son largos y queremos certidumbre.
Hoy existe una participación mayoritaria del Estado en el sector y también hay privados que queremos participar en niveles de competencia razonables, con reglas de juego claras, y esperamos aquellas señales, en la medida que sean dadas seguimos esperando para aportar con nuestro granito de arena, al crecimiento del sector eléctrico.
Realizamos estudios y de acuerdo a ellos la inversión requerida es de $us 270 millones y nos gustaría salir en la búsqueda de esos recursos una vez se tenga la seguridad y reglas de juego definidas.
¿Cuándo debería estar aprobada esta Ley?
Según declaraciones del propio presidente de la Cámara de Senadores, en el transcurso de 2017 habría una nueva Ley de Electricidad y otra de Hidrocarburos.
¿Han participado en la elaboración de esta nueva Ley?
Sí, en algún momento nos convocaron para dar ideas y criterios, pero no participamos en las últimas versiones, no conocemos de la existencia de las mismas, pero estamos seguros que en algún momento seremos convocados y aportaremos con ideas.
¿A nivel macro que contempla la Ley, cuáles son sus expectativas?
No conocemos las últimas versiones, pero lo que pudimos ver es que se recogían elementos adecuados como para seguir adelante con nuevas inversiones.
Hoy estamos viviendo una época difícil con el bajón de precios de los hidrocarburos, que parece ser estructural y no coyuntural, y es evidente que el país necesita otra fuente de generación de excedente para mejorar la economía, y el Gobierno ha pensado que el sector eléctrico es uno de ellos, y si es así, en hora buena y le decimos que desde el sector privado tenemos interés en participar de estos proyectos.

824

noticia anterior

YPFB logra inédita revegetación de 165 km en el Parque Kaa-Iya

siguiente noticia

Contratos : Cláusulas provocan conflictos