ACTUALIDADDe Frente

“Vemos oportunidades en construcción y energía”

Caterpillar es la marca emblema que Finning representa en el continente. El alto ejecutivo regional habla de las estrategias en manejo de recursos humanos, a la par de las acciones y oportunidades en el mercado boliviano.

 

¿Cómo percibe al mercado boliviano en la actualidad?
Nosotros estamos fuertemente comprometidos con el desarrollo de Bolivia. Queremos seguir siendo un actor importante para contribuir a que al país le vaya bien. En ese contexto, a pesar de que en gran parte del mundo se vive la crisis de los commodities, y aquí no es la excepción desde el punto de vista de los hidrocarburos, nosotros creemos que seguirán habiendo oportunidades. Sin lugar a dudas la competencia es bastante activa, pero estamos convencidos que tenemos la mejor propuesta de valor para entregar al mercado, con el mejor talento y las capacidades para competir.
¿Qué oportunidades de negocio existen?
Estamos viendo oportunidades en el ámbito de la construcción y sobre todo en energía. Creemos que también puede haber algunas oportunidades en minería.
En estos tiempos de alta tecnología, ¿qué tanto pesan los recursos humanos en el segmento donde se mueve Finning?
Por el tipo de negocio en el cual competimos y por el tipo de productos y servicios que entregamos a nuestros clientes, el desarrollo de las personas y en general de los recursos humanos es extremadamente importante y creo que es un aspecto que nos diferencia de la competencia. Creemos fielmente que lo que marca la diferencia no son los fierros, ni los sistemas de información, ni el acceso al mercado financiero. Lo que verdaderamente marca la diferencia es la capacidad y el expertise de nuestra gente. Por eso es que nosotros invertimos fuertemente en el desarrollo de nuestros equipos a través de plataformas de formación y entrenamiento. Y estamos continuamente tratando de atraer y desarrollar talento para competir de manera sustentable en los diferentes mercados y países en los cuales estamos operando.
En eso Bolivia no es la excepción. En el país tenemos casi 200 personas trabajando, con colaboradores en distintos lugares, tanto en Santa Cruz, La Paz y otras ciudades. Creemos que la capacidad de nuestra gente es lo que marca la diferencia para que seamos líderes en el mercado.
En ese sentido, ¿cuáles son los lineamientos que se entregan al personal para mantener una alta performance?
Más allá de los elementos de liderazgo y de capacidades está el tema de la seguridad. Esta es una compañía que debe desarrollar una fuerte base para operar de manera segura en los distintos contextos. Por lo tanto, nuestra gente debe estar absolutamente preparada desde el punto de vista técnico para enfrentar diversas situaciones.
Lo segundo tiene que ver con las capacidades que buscamos desarrollar. En capacitación invertimos varios millones de dólares a nivel de la región. Tenemos buenas plataformas para formar a nuestros técnicos, que son los más preparados de la industria para dar servicio en diversos ámbitos; ya sea en la minería, la construcción, energía, forestal u otros. Nuestros técnicos llegan a demorar entre ocho y diez años en formarse integralmente. Hacemos inversiones enviando a algunos de ellos a Estados Unidos o Chile para certificarse.
Lo tercero que estamos buscando fuertemente construir es una fuerza laboral lo más diversa posible. Esta es una compañía canadiense y creemos fielmente que las políticas de diversidad y de inclusión son absolutamente necesarias. En ese contexto, la diversidad es un aspecto central para tener una fuerza laboral más creativa con la que se puede generar un círculo virtuoso: más creatividad, más innovación, más oportunidad y más y mejores servicios para los clientes.
Es por eso que hoy estamos trabajando fuertemente para incorporar mucho más a la mujer en distintos roles. También estamos trabajando para aumentar mucho más los niveles de inclusión. Nos gusta tener gente argentina, brasileña, boliviana, chilena, colombiana, uruguaya, peruana. En general, en la medida en que podamos tener una fuerza laboral lo más diversa posible, nuestra compañía tendrá mejores herramientas para competir de manera sustentable.
En ese marco, ¿cómo se activa el talento humano dentro de la compañía?
Siempre he creído que una persona que logra desarrollar todas sus habilidades está fuertemente apalancada porque primero tiene un jefe o un supervisor que lo ayuda a desarrollarse. Creemos que los líderes que tenemos en Finning, y particularmente los líderes que tenemos en Bolivia están trabajando para asegurar las mejores capacidades de cada una de las personas que trabaja en la compañía.
Lo segundo tiene que ver con formación en inversión. Lo tercero es que debe existir un continuo feedback y apoyo a las personas que componen los equipos a través de mensajes claros, de comunicación bidireccional y especialmente de un alto nivel de escucha de las inquietudes que nuestra gente pueda tener. Y en ese sentido, en la medida en que escuchas esas inquietudes y les das consejería, el talento empieza a explotar de manera exponencial en el contexto del negocio en el que puedas estar trabajando.
¿Qué avances han tenido en relación a una mayor inclusión de la mujer?
Este es un trabajo incipiente, pero podemos graficar indicando que en algunas posiciones de alta dirección de la compañía hay nuevas incorporaciones que son mujeres. Hoy en día, en Finning Sudamérica, más de un 10% de la dotación son mujeres y nuestro desafío es seguir aumentando gradualmente esos porcentajes.
Lo segundo es que ya tenemos algunas mujeres incorporadas a los niveles técnicos u operacionales. Asimismo, tenemos una alta participación de mujeres en las áreas de soporte, ya sea en finanzas o marketing, pero considero que el desafío ahora es incentivar a que las mujeres se puedan incorporar en roles más operacionales. Hablo de gerentes de sucursal, de ventas, en roles técnicos para el área minera.
En Bolivia queremos replicar algunos de los planes. De partida, la idea es seguir trabajando en coordinación y convenio con institutos de formación. También hay que trabajar fuertemente en las oportunidades de inclusión.
Con toda esta gestión en Recursos Humanos, ¿cuáles son los beneficios para la empresa?
Una de las cosas que nos tiene bastante satisfechos en Finning es el nivel de compromiso y satisfacción de nuestra gente. No hay que olvidar que esta es una empresa meritocrática, aquí lo único que importa son las capacidades para crecer, por lo que continuamente estamos dando oportunidades al personal para que puedan ir desarrollándose.

noticia anterior

Bolivia y El Salvador firman memorándum

siguiente noticia

YPFB plantea exploración con perforación temprana