RENOVABLES

Sobreoferta de azúcar y etanol pone en crisis a cañeros e ingenios

La zafra 2019 y el desarrollo del programa de biocombustibles está en un momento álgido debido a que en los ingenios hay unos 4,5 millones de quintales de azúcar que no se comercializan y en sus tanques ‘descansan’ unos 48 millones de litros de alcohol anhidro (etanol) que deben ser retirados por Yacimientos. Esta situación pone en crisis a productores e industriales que temen por las inversiones realizadas.

En una reunión realizada ayer en Montero, Óscar Alberto Arnez, presidente de la Comisión Nacional de Productores Cañeros de Bolivia (Concabol), explicó que la situación, a menos de un mes para el inicio de la zafra 2019, es preocupante, debido a que hay unos 4,5 millones de azúcar de la anterior gestión almacenados en los ingenios que no están generando ningún ingreso.

Arnez detalló que esa cantidad de endulzante no hace otra cosa que afectar a los cañeros debido a que a los industriales se les complica pagarles, pues no pueden colocar este sobrante en los mercados del exterior, algo que recorta sus ingresos.

El dirigente remarcó que esta situación se repite desde hace años y que para el sector ya es insostenible debido a que la falta de liquidez está provocando problemas para poder iniciar la zafra.

“Pedimos al Gobierno buscar nuevos mercados y reducir la burocracia para exportar azúcar. Necesitamos que los ingenios tengan esos recursos para que luego nos llegue a nosotros”, sostuvo Arnez.

Otro aspecto que preocupa a los cañeros es que según sus estimaciones, de los 20 millones de litros de etanol comprometidos para su compra por el Gobierno en 2018, no se vendieron más de 7 millones y eso genera incertidumbre sobre el compromiso de 150 millones de litros que hay para este año.

Apertura de mercados y liberación de la exportación y mejoras en la logística de promoción y distribución de la Súper Etanol 92 y un trabajo conjunto entre productores, industriales y Gobierno, son parte de las demandas de los cañeros, que dieron plazo hasta el viernes para que la ministra de Desarrollo Productivo, Nélida Sifuentes acepte reunirse con el sector y que de no cumplirse el 15 de abril iniciarán medidas de presión.

La situación del etanol

Fuentes del sector industrial indicaron que desde octubre hasta abril los tres ingenios (Guabirá, Unagro y Aguaí) entregaron 1,2 millones de litros de etanol cada uno, es decir, 3,6 millones de litros de alcohol anhidro y que en la actualidad en los tanques de los ingenios hay unos 48 millones de litros de etanol esperando ser retirados por YPFB, por lo que hacen notar que ya es abril y que el contrato para esta gestión es la compra, por parte de YPFB, de 150 millones de litros, por lo que la pregunta es ¿cómo se va llegar a cumplir ese contrato hasta fin de año?

Los privados subrayaron que el área sembrada oscila entre las 130.000 a las 159.000 hectáreas y calcularon una producción de más de 8 millones de toneladas en cosecha, casi 900.000 más que en 2018, por lo que la actual situación pone nerviosos a los industriales.

Sobre el tema, Cristóbal Roda, presidente del ingenio Aguaí, dijo que el ministro de Hidrocarburos, Luis Sánchez y el presidente de YPFB, Óscar Barriga convocaron a las industrias azucareras a una reunión ayer a las 16:30. “Quedamos tranquilos porque el ministro nos mostró dos resoluciones que permiten agilizar el trabajo con la Agencia Nacional de Hidrocarburos”, indicó.

Además, dijo que el Gobierno se comprometió a cumplir los volúmenes de compra del etanol, lo que les da tranquilidad para iniciar la zafra en mayo.

La explicación del Gobierno

Luis Alberto Sánchez, ministro de Hidrocarburos, aseguró que hay la predisposición de sacar una nueva gasolina y de ampliar las estaciones de servicio mediante dos resoluciones administrativas de la Agencia Nacional de Hidrocarburos (ANH) con el objetivo de que el Súper Etanol 92 no esté en 50 surtidores, como actualmente sucede, sino que se venda en 400 o 500 estaciones. 

En cuanto a la burocracia, la autoridad señaló que prácticamente se hizo lo imposible para tener celeridad a tiempo de remarcar que ni en la parte privada se puede ser tan ágil y que en un año se tenga la logística y los contratos. “Es casi imposible llegar en los tiempos programados, pero en los próximos días no tenemos excusa para que YPFB pueda retirar todo el alcohol”, aseguró la autoridad.

Sobre la vigencia de una reglamentación que oriente este programa, la autoridad aseguró que se firmó un contrato que está en vigencia con los ingenios. “Hay una nominación anual para cada ingenio; es decir, que es un proyecto que avanza muy rápido y la implementación de normativas e incentivos, de inversiones en logística, veremos que se regularizará desde el 15 de abril”, señaló.

Sánchez indicó que se dejarán de importar unos 130 millones de litros de combustible y pidió tener paciencia asegurando que antes de que empiece la zafra van a retirar el alcohol que tienen en tanques los ingenios para mezclarlo.

“Vamos a tener una mayor capacidad en nuestras plantas que ya logramos adecuar con grandes inversiones. No solo el sector agrícola y el industrial hicieron inversiones, sino también lo está realizando el sector público”, precisó Sánchez.

(El Deber)

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba
Cerrar

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios