ENTREVISTAS

Jorge Franco: “En 2021 vamos a recibir Bs 300 millones menos”

La Secretaría de Energías, Minas e Hidrocarburos anticipa una desinversión para 2021. Su techo presupuestario será la más baja en los últimos 14 años, tanto que sus recursos solo alcanzarán para el pago de proyectos ejecutados desde la gestión pasada.

Asumió la Secretaría de Energía Minas e Hidrocarburos en enero de este año 2020, y sus actividades se vieron limitadas por el brote de la enfermedad que aún aqueja al país y al mundo en general. Y aunque ya existe un descenso de los casos por Covid 19, los primeros meses de pandemia dieron un duro golpe al sector, y peor aún con los bajos precios del petróleo que implican menores ingresos para esta repartición.
—¿Cuáles son los proyectos que encara la Secretaría de Energías, Minas e Hidrocarburos?
Durante la confinación la Gobernación no pudo destinar recursos a ningún proyecto ni ejecutar recursos, porque tampoco las empresas no podían operar, entonces solo podíamos apoyar los programas de emergencia en salud.
Nos volcamos a la lucha contra el Covid 19 y ahora estamos reactivando las actividades. Estamos trabajando con el Ministerio de Energías y fue cuando nos enteramos que había un crédito del BID para el desarrollo de proyectos de electrificación rural. Como Gobernación siempre asumimos los costos, nunca nos otorgaron recursos para estos proyectos, y con este crédito, -que son cerca de Bs 46 millones- reactivaremos los proyectos que enviamos anteriormente.
Estamos trabajando en el desarrollo de parques solares; también estamos siendo propositivos en el tema de hidrocarburos, hay mesas de trabajo de este sector y no nos han llamado, estamos muy preocupados porque no nos toman en cuenta y sabemos que muchos de nuestros ingresos provienen del sector de hidrocarburos.
—¿Usted habla de un crédito que se les otorgó por parte del BID, cuáles son los proyectos que van a encarar con estos recursos?
Este crédito está aprobado para el país y lo que tiene que hacer el Gobierno es solicitar los proyectos a las Gobernaciones.
En ese sentido, presentamos 10 proyectos y nos aprobaron seis, que no íbamos a poder ejecutar por la falta de recursos, porque lo que teníamos se destinó para la lucha contra el Covid. Ya nos aprobaron los proyectos y se iniciaron tres el 23 de septiembre, que son San Ignacio, Concepción y Pailón. Estos Bs 46 millones están destinados a redes eléctricas.
Obviamente hay municipios como Roboré, Charagua y San Javier que están dentro de este crédito, pero se iniciará paulatinamente. El Gobernador firmó un convenio con ENDE, que es la que va ejecutar este proyecto, y ya está aprobado por la Asamblea (Legislativa).
Con respecto a los proyectos de paneles solares, estamos firmando un convenio con los municipios, porque estas unidades llegan a zonas donde no pueden llegar las redes eléctricas.
Ya tenemos ubicadas cerca de cuatro comunidades, como Piso Firme que se ubica en la frontera con Brasil; otras en el pantanal Boliviano, y Santo Corazón; que son comunidades alejadas pero tienen alrededor de 350 familias. Para desarrollar este proyecto, estamos prontos a firmar un convenio con Ende Guaracachi.
Hasta el momento estamos trabajando bien con el Ministerio de Energía, pero no así con el de Hidrocarburos, pese a solicitar reuniones a través de cartas, estamos muy distanciados.
—¿Cuál es la incidencia del impacto de los precios del petróleo para el departamento en cuestión de regalías?
El informe que tenemos de los recursos que ingresan por regalías es que existe un 45% de recortes, y no es solo por precios, sino por la venta de gas y los volúmenes que no son los de antes.
—¿Cuál es la alternativa para encarar esta situación de contracción?
Tenemos propuestas para zonas donde existen termoeléctricas que funcionan a diésel, donde tenemos doble subvención; y las que funcionan a gas, pagan precios muy bajos, entonces perdemos ocho veces de lo que ganaríamos con precios de exportación.
Tenemos que cambiar la matriz energética por las renovables. La exportación de energía es otra alternativa que quedó estancada.
Tengo entendido que estamos en negociación con Brasil para venderle energía eléctrica a Mato Grosso, y es a eso lo que tenemos que apuntar.
Hay que revisar la adenda con Argentina, para verificar ventajas y desventajas.
—¿A partir de la reducción de ingresos, cuál es la proyección para 2021?
En temas de IEDH comparado entre 2019 y 2020, estamos recibiendo cerca de Bs 40 millones menos y para 2021 vamos a recibir Bs 300 millones menos.
Estamos en puertas de la aprobación del POA, y mi techo presupuestario es el más bajo en los últimos 14 años, tendré Bs 34 millones, pero solo será para pagar los proyectos del pasado año, entonces no tendré nuevos proyectos para 2021.
En el tema minero también tenemos contracción. Por ejemplo al no tener laboratorios para procesar los minerales, el oro que se extrae de San Ramón se va a otro departamento y las regalías se quedan para ese lugar. Hay empresas mineras como la Paitití que cerró sus puertas y provocó otro bajón de ingresos.

Deja un comentario

Botón volver arriba

Bloqueador de anuncios detectado

Por favor, considere ayudarnos desactivando su bloqueador de anuncios
A %d blogueros les gusta esto: